Skip to content

Como Disfrutar De La Vida

 

(Marcos 8:36) “Pues, ¿de qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero y perder su alma?”

(Lucas 12:15) “Y les dijo: ‘Estad atentos y guardaos de toda forma de avaricia; porque aun cuando alguien tenga abundancia, su vida no consiste en sus bienes.’

(Colosenses 1:20-22) “y por medio de Él reconciliar todas las cosas consigo, habiendo hecho la paz por medio de la sangre de su cruz, por medio de Él, repito, ya sean las que están en la tierra o las que están en los cielos. Y aunque vosotros antes estabais alejados y erais de ánimo hostil, ocupados en malas obras, sin embargo, ahora Él os ha reconciliado en su cuerpo de carne, mediante su muerte, a fin de presentaros santos, sin mancha e irreprensibles delante de Él,”

 


Todo el mundo sabe cómo ganarse la vida, pero no todo el mundo sabe cómo vivir o disfrutar de ella. Algunas de las mejores historias de personas famosas y con éxito acabaron en adicción, suicidio, bancarrota o prisión. Aunque fuesen buenos con todas sus relaciones con los hombres, fracasaron en su relación con Dios. Solo a través de Jesucristo podemos ser restaurados a la relación original que Dios tenía con Adán y Eva, antes de que se rebelaran contra Él y quisieran decidir qué era bueno o malo para ellos.

Nuestros logros y relaciones no valen para nada si antes no nos hemos conectado espiritualmente con nuestro Creador. Puedes hacer buenas obras, dar a los pobres, sacrificarte por tu familia, ser una persona honesta o trabajar duro y ser disciplinado en todas las áreas de la vida. Incluso puedes tener fe en Dios y temerle hasta el punto de que la gente trate de imitarte en su fe y llamarte un gurú o santo y aun así puedes acabar separado de Dios por toda la eternidad.

Podemos pasar toda nuestra vida tratando de complacer a nuestros padres, maestros, amigos e incluso a nuestros hijos y estar viviendo contra la voluntad de Dios. Es de vital importancia comenzar temprano en la vida conociendo la ley moral de Dios y entender Su corazón para poder mantener nuestras prioridades en orden y tomar buenas decisiones. Dios no está impresionado por nuestra riqueza, inteligencia o nuestros logros. Dios busca nuestra obediencia y nuestro deseo de acercarnos a Él con humildad.

Cuanto más dependamos de Él para todas las cosas, más Él será glorificado por todos nuestros logros. La condición que puso Cristo para ser discípulo suyo fue negarnos a nosotros mismos. Esto no significa tener una vida aburrida, sin riqueza, sin educación o sin familia. Lo que Él quiere es que todo lo que hagamos sea para el Reino de Dios. Esto solo se puede hacer si estamos dispuestos a renunciar a todo lo que hemos logrado si Dios así lo requiere.

 

Solo apreciarás y disfrutarás en serio todo lo que tienes cuando estés dispuesto a entregárselo por completo a Dios cuando te lo pida. El verdadero gozo en la vida es no apegarse a nada ni a nadie excepto a Cristo.

 


Oraciones

• Padre Celestial, has ensanchado mi camino debajo de mí, para que mis pies no resbalen. Tú eres Dios que hace perfecto mi camino. El que es dueño de todos mis caminos.
• Gracias porque Cristo vino a darnos vida y vida en abundancia.
• Gracias porque entregando nuestra vida a Cristo seremos salvos.
• Gracias porque hemos sido reconciliados contigo a través de la sangre de Jesús.
• Perdónanos por perseguir la fama, la riqueza y la prosperidad fuera de Tu voluntad para nosotros.
• Enséñanos Tus caminos para que podamos tener éxito en todo lo que hacemos y traer gloria a Tu nombre.
• Declaramos que no perderemos el alma persiguiendo las ganancias que el mundo nos ofrece.
• Nos protegemos ahora mismo de todo pensamiento de codicia que nos derribará.

• Te lo pedimos en el Poderoso Nombre de Jesús. Amén

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *