Skip to content

¿Qué Es Ser Justificado?

 

(1 Corintios 1:30) “Mas por obra suya estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual se hizo para nosotros sabiduría de Dios, y justificación, y santificación, y redención.”

(Romanos 6:14) “Porque el pecado no tendrá dominio sobre vosotros, pues no estáis bajo la ley sino bajo la gracia.”

(Colosenses 2:14) “habiendo cancelado el documento de deuda que consistía en decretos contra nosotros y que nos era adverso, y lo ha quitado de en medio, clavándolo en la cruz.”

(2 Corintios 5:17) “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí, son hechas nuevas!”


La palabra “justicia” en términos Bíblicos nos puede sonar extraña a la mayoría de nosotros. Cuando comencé a leer la Biblia, tuve que buscarla en el diccionario. Simplemente significa estar en “buenos términos”, “sin culpa”, ser “irreprensible”, e incluso “sin defecto alguno”. Básicamente, estar sin pecado hasta el punto de que ahora puedas estar en la presencia de Dios y tener una relación personal con Él. La pregunta ahora es: “¿Cómo puedo llegar a ser ‘justo’, según Dios”?

Esto es lo que la humanidad ha estado persiguiendo desde el principio de los tiempos. Cómo ser aceptado por Dios cuando muramos. Cómo llevar una vida que le agrada a Él y cómo conectarse con Dios mientras seguimos en la tierra.

Lo que Dios claramente no aguanta es cuando nos auto justificamos. En otras palabras, cuando creemos que nuestras acciones, nuestra personalidad, generosidad, nuestras oraciones, ir al templo o nuestra fe es suficiente para librarnos de toda culpa. En realidad, es mucho más fácil que eso.

No tenemos que estar constantemente atados por leyes religiosas, tener miedo a que Dios nos condene con una enfermedad, rezar mil avemarías, recitar mantras durante horas, meditar o ayunar durante días, vender todo lo que tenemos y dárselo a los pobres, vivir en un monasterio en el Tíbet…etc.

Todo esto, son esfuerzos hechos por el hombre para alcanzar a un Dios que simplemente no puede ser alcanzado por causa del pecado que nos separó. Pero no te preocupes, Dios ha creado una manera muy fácil y sencilla para que seas “Justo” ante Sus ojos.

Simplemente tienes que confesar que naciste en pecado y tomar la decisión de que ya no andarás más en ese pecado. Que no puedes pagar lo suficiente para que tus pecados sean perdonados, que no eres un dios, que Cristo murió en la cruz tomando sobre sí todos tus pecados, y que resucitó de entre los muertos al tercer día quitando la autoridad que Satanás tiene sobre ti. Entonces, y solo entonces, serás visto como justo ante los ojos de Dios. Serás liberado de la maldición del pecado y experimentarás Su gracia. Te conviertes en una nueva creación y Cristo es ahora tu justicia.

 

Ahora, cuando Dios te ve, solo ve a Jesús y eso es más que suficiente para tener comunión contigo ahora y por toda la eternidad.

 


Oraciones

• Padre, Tú eres muy digno de alabanza, El Señor que da Sus riquezas a todos, El que nos da el poder para hacer las riquezas.
• Gracias, Padre, por enviar a Jesús a morir en la cruz por nuestros pecados.
• Gracias porque lo resucitaste de entre los muertos al tercer día dándonos la victoria sobre el pecado.
• Perdónanos por tratar de hacer nuestros propios caminos para llegar al cielo.
• Perdónanos por pensar que somos lo suficientemente justos por nuestra cuenta y que tienes que aceptarnos.
• Nos rendimos ahora mismo a Tu plan de salvación para nosotros y nos arrepentimos de nuestras viejas costumbres.
• Declaramos que somos hechos nuevos en Cristo Jesús, que ahora Él es nuestra justicia.
• Declaramos que ahora somos irreprensibles ante Ti, por causa de Jesucristo y declaramos que somos Tus hijos.
• Enséñanos a nunca mirar atrás y volver a ser esclavos del pecado, y ayúdanos a descubrir cada día la profundidad de Tu amor por nosotros.

• Te lo pedimos en el Poderoso Nombre de Jesús. Amén

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *