Skip to content

Toma Un Paso De Fe

 

(1 Crónicas 28:20) “Dijo más David a Salomón su hijo: Esfuérzate y sé valiente, y ponlo por obra; no temas ni desmayes, porque Dios, mi Dios, estará contigo; Él no te dejará, ni te desamparará, hasta que acabes toda la obra para el servicio de la casa de Dios.”

(Hebreos 10:36) “porque la paciencia os es necesaria; para que habiendo hecho la voluntad de Dios, obtengáis la promesa.”

(Hebreos 11:8) “Por fe Abraham, siendo llamado, obedeció para salir al lugar que había de recibir por herencia; y salió sin saber a dónde iba.”

 

Casi todos los milagros que Dios hizo por alguien en la Biblia fueron tras un “primer paso de fe”. Los sacerdotes tenían que primero pisar el rio Jordán antes de que las aguas retrocedieran creando un camino seco donde cruzar. El ciego entre la multitud tuvo que clamar más fuerte que nadie para que Cristo lo escuchara. La mujer con el flujo de sangre tuvo que estrechar la mano y tocar la punta del manto de Jesús para ser sanada.

Moisés tuvo que golpear la roca en el desierto para que brotara agua de ella. El Centurión tuvo que ir a Jesús por fe en representación de su siervo que estaba enfermo. El libro de Hebreos está lleno de personajes que lograron grandes milagros tras pequeños pasos de fe guiados por Dios. Dios ya ha preparado tu bendición, pero debes pedírsela, anticipar recibirla y, lo más importante, declararla como tuya a través de la obra de Jesús en la Cruz.

Del mismo modo, la salvación se consigue tras un pequeño paso de fe hacia Jesús. Es posible que no entiendas cómo o por qué Dios elige salvarnos a través del derramamiento de la sangre de Jesús en la cruz. Es posible que ni siquiera puedas sentir Su presencia a tu alrededor una vez que hayas aceptado a Cristo. Y es posible que ni siquiera estés acostumbrado a orar y que tus oraciones sean oídas. Esto es normal, y solo dando más pasos de fe a diario experimentarás los milagros que Dios ha preparado para ti.

No renuncies a seguir sirviéndole a Dios, haciendo el bien, guardando sus mandamientos y compartiendo el amor de Jesús con todos los que te rodean. No tienes ni idea de cuántas vidas, familias, iglesias o incluso naciones puedes bendecir con sólo dar un paso de fe en obediencia.

(“En Josué 3, los sacerdotes pensaron que el río se secaría de inmediato al ellos pisarlo, pero Dios lo secó dieciséis millas río arriba, por lo que tuvieron que esperar a que pasara toda el agua antes de poder cruzar. Tu tiempo de espera ahora mismo es necesario para recibir el milagro que has pedido. ¿Por qué Dios no secó de inmediato el río donde estaban? Fue porque hacía falta una abertura lo suficientemente ancha para mover a dos millones de personas al otro lado. Cuando Dios se mueve, es no solo para tu beneficio, también es para el beneficio de los demás.” – Bob Gass)

 

 

Si estás esperando primero para tener todas las respuestas, o despejar todas tus dudas acerca de Jesús, te garantizo que acabaras perdiendo tu oportunidad de pasar la eternidad con Dios.

 

 

Oraciones

• Padre Celestial, Tú eres Jehová Jireh, el que provee, Jehová Shalom, Señor de la paz, y Jehová Shammah, el que está allí.
• Gracias porque siempre estás con nosotros y nunca fallarás. No nos abandonarás mientras sigamos trabajando en Tu reino.
• Danos el valor para seguir haciendo nuestro trabajo por fe y esperar recibir los milagros que hemos pedido.
• Por fe, damos el primer paso necesario hoy para recibir nuestro milagro.
• Ayúdanos a tener suficiente paciencia para cumplir con lo que nos has mandado
• Cancelamos todos los planes del enemigo para detener nuestra fe o desanimarnos.
• Por fe recibimos la herencia que nos has prometido porque estamos siendo obedientes a tu llamado.
•
• Te lo pedimos en el poderoso nombre de Jesús. Amén

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *